lunes, 22 de diciembre de 2014

¿En qué consiste el marketing sensorial?

El marketing sensorial es una técnica del marketing que te ayuda a diferenciarte de tu competencia hasta el punto de llegar a fidelizar a tus clientes.

Para llegar a esto, deberás crear un vínculo muy fuerte con tus clientes, no sólo llegando a su razón si no que también a su corazón. Para conseguirlo, deberemos aplicar herramientas como las que te propongo en este post pero… primero vamos a aclarar qué es el marketing sensorial.



Es un tipo de marketing que utiliza los 5 sentidos para despertar sensaciones y emociones entre tu público objetivo y así vender más, y mejor. Se trata de llegar a la parte emocional del cerebro de nuestros consumidores, utilizando los recursos, que hasta ahora se usaban de forma inconsciente, de forma planificada.



Cuando estudiamos en la universidad qué es marketing sensorial, hay un ejemplo muy claro que suelen poner los profesores… Cuándo vamos al supermercado, ¿por qué en la panadería huele mucho a pan, y en la pescadería no huele a pescado? Pues bien, la respuesta es clara… el olor del pan es agradable y va a atraer a la gente e incitar a comprar. ¡Esto es marketing sensorial! Potenciar artificialmente el olor de pan para atraer a los clientes, y camuflar el olor del pescado para que la gente no se aleje .

Y es que el marketing sensorial busca eso, algo cercano que haga que nuestro cerebro asocie y fije el recuerdo fuertemente. Los olores de un supermercado, el olor a palomitas en la entrada del cine, los colores de una tienda de ropa, la temperatura óptima en el probador de una tienda, el olor a nuevo de un coche,… todo eso es emoción y sensación, convirtiéndose así en captación.

Hoy en día ya se habla de comunicación sensorial 360°, que significa:

            POTENCIAR tu marca ANTES de la compra.

            GENERAR EXPERIENCIAS positivas DURANTE la compra.

            Para que así tu marca sea inolvidable DESPUÉS de la compra.

Pero para llegar a hacer efectiva esa comunicación sensorial es necesario definir una estrategia de branding específica para cada uno de los 5 sentidos y así poder identificar los siguientes elementos:

-       Cuáles son los sentidos que puede utilizar tu marca para comunicar.

-       Cómo conectan estos sentidos con los deseos y emociones de tus consumidores.

-       Cuál es el mensaje que quieres transmitir con cada uno de esos sentidos.

-       Cuál es el uso de cada sentido con relación al proceso de compra de tu cliente.

En definitiva, se trata de tener claro cómo queremos transformar esos sentidos y  sensaciones  en diferenciación y fidelización.